StarterDaily

Domingo 9 de diciembre de 2018

¿Qué pueden esperar las empresas del marketing digital y las redes sociales?

Qu pueden esperar las empresas del marketing digital y las redes sociales?
Aún son muchas las empresas para las que la reputación sigue siendo un asunto interno y condicionado por las estructuras, los trámites, las burocracias.

Los colaboradores no tienen acceso a las plataformas sociales y el grado de vinculación se esconde tras el logo de la marca; las responsabilidades individuales siguen estando limitadas y condicionadas por la ausencia de responsabilidad.

El consumidor actual se queja y lo hace “con o sin razón”, pero siempre sabiendo que las marcas no cuentan con la seguridad de poder entregar una respuesta coherente al mensaje que se vende en las redes sociales.

El cliente hoy exige un servicio de máxima calidad y para ello, es indispensable que seamos capaces de traducir “horas de trabajo” en productividad y compromisos.

No debemos olvidar que avanzamos hacia un modelo productivo en el que variables como “valor agregado” se definen a través de aspectos intangibles, como el compromiso, la ética y la confianza.

Es indispensable que aceptemos que ninguna estrategia de marketing digital será eficiente si no hemos logrado conformar equipos de trabajo en los que la motivación se alimente de la necesidad, la necesidad de construir una influencia particular, de generar en definitiva, los recursos que necesitamos para seguir avanzando.

Cuando hablamos hoy de gestión adecuada de la reputación, no podemos comenzar nuestro análisis desde Facebook o Twitter, muy por el contrario debemos entender que tenemos ante nosotros un gran desafío;  ¿lograremos destacar y transformar nuestras debilidades en fortalezas consiguiendo así el respeto y la fidelidad de nuestros clientes o, nos perderemos en el siempre presente y nunca efectivo “la culpa no fue mía?

Nos enfrentamos a los mismos problemas de siempre, sólo que hoy nuestras debilidades se propagan a golpe de clic y en movimiento ¡Vivimos la era Solomo: social, local y móvil alimentada por un consumidor que es propietario de las marcas!

Cuando los clientes muestran su descontento contra nuestra marca, es cuando nuestros talentos encuentran su lugar.

Tanto si tiene razón el cliente como si no es así, sólo las marcas capaces de revertir ese descontento y lograr la fidelización de los clientes desde las emociones tendrán un espacio entre los grandes y disfrutarán las ventajas que nos brinda el marketing digital y las plataformas sociales.

Es indispensable entender que sólo cuando nos mostramos como marcas humanas, capaces de reconocer, resarcir y fidelizar, es que estamos preparados para aprovechar las bondades de los Social Media.

Si queremos ser sociales debemos comenzar desde el interior de la organización, lo que no sólo hace referencia a la optimización de los procesos y la integración de las acciones, sino a la filosofía con la que enfrentamos nuestras relaciones con los clientes.

Para que una marca se consolide como innovadora, creativa, con valor agregado y como referente dentro de su mercado hoy, es indispensable modificar estructuralmente nuestra forma de comunicarnos con nuestros clientes.

Ningún contenido de alto impacto, ninguna campaña de responsabilidad Social Corporativa, ninguna estrategia de marketing digital, será  eficiente, si no existe una coherencia con nuestras acciones adecuada a la velocidad con la que los consumidores propagan sus opiniones, simplemente, no sentirán la necesidad de vinculares con nosotros.

Lo que nos dejará perdidos en una espiral de “aceptación de responsabilidades que no proceden” con el único fin de minimizar el impacto de la negatividad en torno a la marca y sin poder avanzar.

 Si te encuentras ante una crisis…



  1. Enfréntala: No sigas adelante con tu estrategia si los problemas siguen presentándose en la atención al cliente en el mundo offine.

  2. Atiende las felicitaciones pero también las quejas: Es una acción indispensable de cualquier estrategia de marketing digital prestar atención a lo que sucede en el mundo offline, si identificamos una ruptura en la coherencia entre el mensaje y las acciones, para… enfrenta, resuelve y, cuando hayas logrado fidelizar a ese cliente descontento, utilízalo para continuar generando contenido y acción social.

  3. Competencia feroz = reducción de márgenes: O somos sociales o no lo somos. O todos nuestros colaboradores siguen las recomendaciones del líder y entienden que es su propia influencia la que se destruye junto con la de la marca o simplemente nuestra competencia lo hará mejor, las inversiones realizadas no obtendrán el retorno adecuado y la percepción que el mercado tiene de la marca, se estancará en el nivel de “mediocridad”.


¡Hay que hacer las cosas bien aún hoy, es un símbolo de valor agregado!

  • Las redes sociales no nos transforman en marcas éticas.

  • Las redes sociales no nos ayudan a vender

  • Las redes sociales no entregan un ROI

  • Las estrategias de marketing digital por sí mismas no sirven de nada


Cuatro afirmaciones muy frecuentes para las que, a medida que transitamos por esta primera revolución del siglo XXI, vamos obteniendo respuestas.

  • Ninguna estrategia de marketing digital puede establecer un horizonte temporal de consecución de objetivos por sí sola.

  • Ninguna acción en redes sociales puede mejorar nuestro ROI si no existe una coherencia, un mensaje  de marca un valor agregado y diferenciador.

  • Nuestra presencia en los Social Media nunca derivará en más clientes, si lo que se encuentran los clientes tras el polvo de estrellas son aspectos relacionados con la ética y los compromisos.

  • El marketing digital es sólo un elemento más dentro de nuestra estrategia global y por lo tanto, cualquier estrategia debe realizar acciones offline tendentes a establecer una comunicación única, con un mensaje único y corroborado por acciones coherentes.


Comentarios

StarterDaily Presenta

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto