StarterDaily

Domingo 21 de octubre de 2018

Apple asegura no haber trabajado con la NSA para crear programa recopilatorio de datos

Apple asegura no haber trabajado con la NSA para crear programa recopilatorio de datos
Tras la publicación de unos documentos que aseguraban que la NSA estaría recopilando información privada directamente desde los iPhones, Apple salió a defenderse. La empresa negó tener conocimiento alguno respecto a una herramienta creada por la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) de Estados Unidos, para recoger información de sus usuarios.

Los documentos revelados el pasado lunes mostraban que la NSA habría trabajado en la creación de un software que le permite recuperar de forma remota toda la información en un iPhone, incluidos los mensajes de texto, fotos, contacto, ubicación, mensajes de voz y llamadas.

El software, DropoutJeep fue dado a conocer por primera vez por Der Spiegel y el investigador de seguridad Jacob Appelbaum. Las diapositivas de la NSA tienen fecha del 2008, un año posterior al lanzamiento del primer iPhone.

Apple declaró en un comunicado: “Apple nunca ha trabajado con la NSA para crear una puerta trasera para ningún producto nuestro, incluido el iPhone. Además no teníamos conocimiento de este supuesto programa de la NSA y su enfoque hacia nuestros productos. Nos preocupamos profundamente de la seguridad y privacidad de nuestros consumidores. Nuestro equipo trabaja continuamente para que nuestros productos sean aún más seguros y hacemos que sea fácil para nuestros clientes mantener su software al día con los últimos avances.”

“Cada vez que oímos hablar de los intentos de socavar la seguridad (líder en la industria) de Apple, investigamos minuciosamente y tomamos las medidas adecuadas para proteger a nuestros clientes. Continuaremos usando nuestros recursos para adelantarnos a hackers y defender a nuestros clientes de los ataques de seguridad, independiente de quién esté detrás de ellos

Según las diapositivas, DropoutJeep requiere de “métodos de acceso cercano” para ser instalado en un iPhone, es decir que los agentes de la NSA necesitan tener acceso físico al dispositivo. Sin embargo hay una nota en una de las diapositivas que dice: “Se aplicará una capacidad de instalación remota para uso en el futuro.”

Las diapositivas mencionan el iOS5, sistema operativo del iPhone lanzado en junio de 2011 y actualizado a iOS6 en septiembre de 2012. No está claro si la NSA logró desarrollar la capacidad de instalación remota aún. Y tomando en cuenta que Apple vendió 250 millones de iPhones en sus primeros cinco años, la implementación a gran escala de DropoutJeep parece poco probable por los métodos de acceso cercanos.

El spyware es una de las herramientas empleadas por la división ANT (Tecnología de Acceso de Redes) de la NSA para obtener acceso por la “puerta trasera” de varios dispositivos electrónicos. Según Applebaum, la NSA asegura una tasa de éxito del 100% en la instalación del programa.

Apple y sus compañeros han negado constantemente haber trabajado con la NSA salvo que hayan sido legalmente obligados a hacerlo. Los documentos de la NSA, obtenidos inicialmente por Edward Snowden han revelado que la NSA incluso ha desarrollado la capacidad de hackear a otras compañías incluyendo a Google y Yahoo, sin su conocimiento.

La diapositiva tiene fecha de cuatro años antes de que NSA incluyera a Apple en su programa de monitoreo Prism. Apple fue la última de las grandes empresas de tecnología en ser incluida dentro del programa, diseñado para facilitar la recolección de datos para la NSA. En contraste, Microsoft se unió el año 2007 según las diapositivas.

Comentarios

StarterDaily Presenta

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Acepto